Google diseña unas nuevas lentillas para diabéticos

Sí señores, el gigante de internet vuelve a hacer de las suyas en cuanto a investigación tecnológica. Los mismos creadores de las Google Glass (las gafas inteligentes de Google), la división X, han desarrollado ahora un prototipo de lentillas para diabéticos (nótese que no son para nada algo relacionado con las gafas inteligentes de Google, sino que son un producto totalmente distinto). Google nos demuestra, una vez más, que son mucho más que el mejor buscador del mundo, apostando por la innovación en la óptica tecnológica.

Parece que (obviamente) no somos los únicos que nos preocupamos por la diabetes, y, al igual que nosotros, Google también busca aportar su granito de arena para ayudar a los diabéticos. Ellos sostienen que, si la Federación Internacional de la Diabetes dice que el mundo está perdiendo la batalla contra la diabetes, ellos van a ayudar a que pase lo contrario.

Las lentillas servirían para que la gente con diabetes pudiera controlar cuando quisiera sus niveles de glucosa (el azúcar) sin necesidad de tener que estar pinchándose en el dedo como se hace actualmente. Es verdad que el pinchacito duele cada vez menos gracias a los nuevos “bolígrafos” automáticos que existen, pero sin duda este método es mucho más cómodo e indoloro, ¿verdad?

Aunque ahora son sólo un prototipo, estas lentes de contacto ya han superado varios estudios clínicos que demuestran su fiabilidad y consiguen refinarlas cada vez más. Sus creadores afirman: “Estamos en conversaciones con la Administración de Alimentación y Medicamentos (FDA) para transformar esta tecnología en un producto viable. Estamos probando prototipos capaces de generar una lectura por segundo, pero todavía es pronto“.

¿Cómo funcionan?

El funcionamiento de estas lentillas para diabéticos se basa en medir la cantidad de glucosa en las lágrimas gracias a un microchip con un sensor que permite detectar al segundo los niveles de azúcar en las lágrimas, compuesto por un chip inalámbrico en miniatura, del tamaño de un topito de purpurina, y una antena más fina que un pelo humano.

Además, en Google también se plantean añadir a estas lentillas una luz led que parpadease en caso de que los niveles de azúcar fueran demasiado altos o demasiado bajos, para alertar al usuario.

Publicar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *