¡Hola! ¿Ya habéis pensado que tomaréis hoy de postre? ¡Vamos a daros una idea deliciosa! Se trata de un tiramisú casero riquísimo, muy fácil de preparar y que además es apto para diabéticos porque es sin azúcar.

El tiramisú es un postre que le encanta a todo el mundo, de hecho, no conozco a nadie a quien no le guste el tiramisú. Normal, porque está riquísimo!

Si queréis usar unos base totalmente casera, os recomendamos usar para este tiramisú nuestra receta de bizcochos de soletilla sin azúcar. A veces son difíciles de encontrar en el súper, así que con esta receta no hay excusas 😉

tiramisu sin azucar - corte

Además, esta receta de tiramisú sin azúcar se ha convertido en una de nuestras recetas de postres para diabéticos más populares, y tiene más de 80.000 visualizaciones en youtube!

También podéis ver el siguiente vídeo con toda la preparación paso a paso, para que lo entendáis mejor 🙂

¿Has visto qué fácil? ¡Y muy rico! 😀

Si te ha gustado la receta, compártela, a tus amigos les gustará también 😉

Información Nutricional

Esta receta da para 14 porciones de 75gr cada una.

Cada una contiene:

  • 213,71kcal
  • 9,37HC

INSTRUCCIONES

Preparamos un vaso de café y añadimos 1 cucharada sopera de edulcorante. Nosotros hemos utilizado edulcorante en grano stevia, que es muy parecido al azúcar. Reservamos.

Calentamos la leche con las 4 yemas de huevo batidas en un cazo a fuego lento, mezclando bien para integrarlo. Evita que hierva, pero que vaya espesando y se cocinen las yemas.

Ponemos la mezcla en un recipiente y la batimos bien. Una vez se haya enfriado la mezcla, volvemos a calentarla a fuego lento, y la retiramos antes de que hierva. Acuérdate de ir removiendo bien para que la mezcla quede homogénea. Si con el paso anterior ya era una mezcla fina y espesa, puedes evitarte este paso. Dejamos enfriar en un bol.

Batimos el queso mascarpone con 1 cucharada de stevia y la crema de leche (nata líquida), en frío, con la batidora eléctrica, hasta que no queden grumos. Añadimos la mezcla de leche y huevo, y volvemos a batir. La dejamos reposar unos 10-15min.

En un molde rectangular, hacemos una base con bizcocho de soletilla sin azúcar. Tienes dos opciones, o ponerlos enteros y seguidos, o desmenuzrlos y hacer una masa compacta. Los pintamos con el café que habíamos guardado (y que ya está súper frío) con ayuda de una lengua de gato o pincel, y añadimos una capa de mezcla (aproximadamente la mitad de la mezcla que hemos preparado antes). Volvemos a hacer una capa de bizcocho, otra de mezcla, y acabamos espolvoreando chocolate en polvo por encima.

Ahora lo dejamos reposar en la nevera durante 3h, y luego ya podremos servirlo como más nos guste.

INGREDIENTES