Con la receta de hoy, triunfáis seguro. Se trata de una tarta de stracciatella sin azúcar ni horno, ligera, con yogur griego y una textura de mousse increíble.

La stracciatella es una especie de queso fresco italiano que se obtiene al mezclar nata o crema de leche y pasta filada, procedente de la burrata (muy típica en Italia también). Aquí en España estamos súper acostumbrados a ver la stracciatella en helados y yogures donde el sabor principal es la nata, mezclada con trocitos pequeños de chocolate negro.

¿Sabías que…? Además de usarse para dar sabor a helados y yogures, en Italia se comercializa como un queso fresco más, para rellenar burratas o incluso para untar en tostadas con el desayuno.

Tarta de stracciatella y yogur griego sin horno

El sabor es muy suave, obviamente no es tan intenso como si hiciéramos una tarta solo con nata, pero creedme que vale la pena. El yogur griego le queda genial, y sigue teniendo ese toque de nata que no he querido quitar.

  • Pregunta: ¿Se puede hacer solo con yogur, sin nata?
  • Respuesta: Sí, pero pierde la gracia, y si controláis las raciones tampoco es para tanto, la grasa de la nata. Tendríais básicamente una tarta de yogur griego.

El yogur griego, como os digo, le queda genial. Tiene la cremosidad ideal para que nos quede una mousse de vicio. Se puede hacer también con yogur normal, o incluso con queso crema, o mezclando… pero ya nos estaríamos yendo a otra receta 😉

El molde que he usado para esta tarta es de 18cm de diámetro (comprar en Amazon)

La textura de mousse que se consigue con estos ingredientes es una pasada. Aireada, ligera, con volumen, cremosa… ¡no me ha podido gustar más! Y a mi invitada también, que ha venido una amiga a cenar a casa, le he puesto la tarta de postre, y se ha llevado la que ha sobrado 😛

Tarta de stracciatella y yogur griego sin azucar

Y para colmo… es una tarta de stracciatella sin horno. Vamos, que no hace falta ná para hacerla, es facilísima y no hay que hornear nada de nada. Sin excusas 😉

Espero que os guste, veréis que es una receta muy sencillita y resultona.

Información Nutricional

Cada ración de 60gr de esta tarta de stracciatella sin azúcar contiene:

  • 119,17 kcal
  • 9,3gr HC

Se trata como veis de una tarta muy baja en calorías, ya que la mayor parte es yogur, que además escogeremos en su forma desnatada baja en calorías y grasas.

Para mejorar la base a nivel nutricional, he mezclado galletas integrales con copos de avena. De esta manera, conseguimos que la fuente más importante a nivel de carbohidratos sea con un mayor aporte de fibra, y por tanto los hidratos serán de absorción más lenta. Para hacer la mezcla podéis usar tanto mantequilla light como aceite de coco (cuyas grasas aunque son saturadas han probado ser beneficiosas para la salud), eso ya a vuestro gusto. A mí el coco no me gusta mucho, y por eso suelo escoger la mantequilla.

Podéis hacer raciones más grandes si vuestra dieta y conteo de HC os lo permiten, ante la duda consultad con vuestro nutricionista/endocrino. Yo considero que una ración de 60gr está bastante bien.

INSTRUCCIONES

Empezaremos preparando la base de la tarta. Ponemos las galletas troceadas en la trituradora/picadora junto con los copos de avena y trituramos hasta conseguir un polvo fino.

En un bol, ponemos esta mezcla, añadimos el cacao y la mantequilla o el aceite de coco (derretido) y lo integramos bien con una espátula hasta tener una pasta más o menos compacta.

Tarta de stracciatella sin azucar - 1

Cubrimos el fondo de nuestro molde con esta mezcla y hacemos presión con la espátula para que se acabe de compactar. Reservamos.

Hidratamos la gelatina en agua fría. Calentamos la leche al microondas, escurrimos la gelatina y la disolvemos en la leche, removiendo con una cucharita hasta que no queden grumos. Dejamos atemperar unos minutos (cuando hacemos mousses siempre es mejor trabajar con ingredientes lo más fríos posible).

En un cuenco, echamos el yogur, la leche con la gelatina ya disuelta y la stevia/sucralosa (o edulcorante al gusto). Batimos con la batidora de brazo, aireando para conseguir burbujitas.

Tarta de stracciatella sin azucar - 2

En un bol aparte, montamos la nata bien fría. La añadimos al resto de la mezcla con movimientos envolventes (desde fuera hacia dentro) para evitar que baje.

Tarta de stracciatella sin azucar - 3

Troceamos el chocolate con un cuchillo (mejor tener el chocolate frío de la nevera). Intentaremos hacer trocitos pequeños, si queda alguno un poco más grande no pasa nada, pero si son pequeñitos, como si fuera rallado casi, mejor.

Lo integramos a la mezcla de nuestra tarta de stracciatella y vertemos sobre la base de galleta y avena. Yo forro los laterales del molde con acetato para que luego sea más fácil de desmoldar.

Tarta de stracciatella sin azucar - 4

Dejamos enfriar en la nevera unas 3-4h, o de un día para otro. Desmoldamos con cuidado, decoramos con chocolate rallado por encima, ¡y listo!

Tarta mousse de stracciatella

Valoración de la receta

Aún sin Valorar

INGREDIENTES